Tartas

Tarta de queso con fresa, frambuesa y vainilla

Para celebrar mi 41 cumpleaños me decidí por una tarta de queso de varios sabores que había visto en el precioso blog «!Que cosa tan dulce!» pero yo para rizar el rizo decidí hacerla de 3 capas y claro me salió tan gigante que ni cabía en un molde.
Fue un éxito de tarta.Tarta de queso con fresa, frambuesa y vainilla

Esta tarta es una sucesión de capas de galletas tipo Oreo picadas y tarta de queso de diversos sabores pero al llegar a la segunda capa ya no me cabía en el molde y tuve que hacer la otra capa en otro molde mas pequeño.

Vamos con los ingredientes por capas (yo use un molde de 22 cm):
– Base de tarta:
+ 180 gr de galletas tipo Oreo trituradas
+ 75 gr de mantequilla derretida
– Capa vainilla:
+ 120 gr de queso Philadelphia
+ 105 gr de queso mascarpone
+ 165 ml de nata
+ 65 gr de azúcar
+ 25 gr de azúcar avainillado
+ media cucharadita de pasta de vainilla
+ 3 hojas de gelatina neutra
– Capa de frambuesa y capa de fresas:
+ 120 gr de queso Philadelphia
+ 105 gr de queso mascarpone
+ 165 ml de nata
+ 90 gr de azúcar
+ 120 gr de puré de fresas ( y de frambuesa)
+ 3 hojas de gelatina neutra

Trituramos las galletas Oreo y derretimos la mantequilla, lo mezclamos y ponemos sobre un molde aplastándolo bien para que cubra todo y quede plana.

Ponemos en un bol la gelatina en agua fría para que se hidrate durante 5 minutos.

En un bol ponemos todos los ingredientes excepto la mitad de la nata y batimos hasta que la mezcla este cremosa, luego calentamos la nata que teníamos reservada y añadimos la gelatina hidratada y cuando este disuelta se lo añadimos a la mezcla y batimos un poco mas. Posteriormente lo añadimos al molde y ponemos a enfriar un mínimo de 3 horas.

(capa de sabor vainilla)


                                                (capa de sabor fresa)

    A las tres horas sacamos el molde de la nevera y ponemos una capa de galleta picada (ya sin la mantequilla derretida) de forma que cubra todo y quede liso.

Hacemos la otra capa de queso de sabor frambuesa y la echamos por encima y volvemos a meter en la nevera un mínimo de 3 horas.

( como veis ya no me cabía la tercera capa en el molde y por eso decidí hacerlo en otro molde y luego ponerlo encima, un pequeño fallo de medidas)

Para desmoldarlo pasamos un cuchillo alrededor del molde y lo abrimos con cuidado.

Luego la decore con unas fresas y frambuesas en almíbar y unas pocas virutas de chocolate.
De sabor es deliciosa, es una buena forma de celebrar mis 41 añazos.

Hubiese quedado mas bonita toda del mismo tamaño, pero de los errores se aprende.

6 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *